JEHOVÁ DIOS HA DECRETADO LA SEMANA DE LA SANIDAD PARA TODO EL PUEBLO, CANTAD ALABANZAS Y PAGAD LA SANIDAD CON LA OFRENDA.....

1.13.2012

El Adversario

ADVERSARIO

La Paz del Señor sea con todos Vosotros:

Art. 1.- El adversario es el Diablo, es el que hace pecar

 1Juan 3:8  El que hace pecado, es del diablo; porque el diablo peca desde el principio. Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo.

Adversario: Rival, enemigo de Dios.
Diablo: ángel rebelde, persona mala.

Art. 2.- Persona que hace pecado, es el diablo

1Juan 3:4  Cualquiera que hace pecado, traspasa también la ley; pues el pecado es transgresión de la ley.

Art. 3.- ¿Qué pasará con los que hacen pecado?

Hebreos 10:26  Porque si pecáremos voluntariamente después de haber recibido el conocimiento de la verdad, ya no queda sacrificio por el pecado, 27  Sino una horrenda esperanza de juicio, y hervor de fuego que ha de devorar a los adversarios.

Art. 4.- Para los que pecan será el pago

2Tesalonicenses 1:8,9  En llama de fuego, para dar el pago a los que no conocieron a Dios, ni obedecen al evangelio de nuestro Señor Jesucristo; 9  Los cuales serán castigados de eterna perdición por la presencia del Señor, y por la gloria de su potencia.

El Adversario: hace la trampa y hace pecar, y la persona se hace ganar, esto depende de la persona.

Cuando uno quiere hacer: el adversario trata de romper, pero la persona no debe quedarse, sino debe buscar por otro lado para ganar al adversario. El adversario trata de poner en discusiones, tener cuidado.

Art. 5.- Al cometer pecado nos hacemos enemigos de Dios

Romanos 8:7,13.  Por cuanto la intención de la carne es enemistad contra Dios; porque no se sujeta a la ley de Dios, ni tampoco puede. Porque si viviereis conforme a la carne, moriréis; mas si por el espíritu mortificáis las obras de la carne, viviréis.

Art. 6.- El adversario trata de poner discusiones en la casa

Mateo 10:34,35. No penséis que he venido para meter paz en la tierra: no he venido para meter paz, sino espada. 35  Porque he venido para hacer disensión del hombre contra su padre, y de la hija contra su madre, y de la nuera contra su suegra.

El adversario: al que sala a predicar, presenta dos pruebas; uno por dinero y el otro la familia, pone denuncia por abandono.

Art. 7.- El adversario busca la parte más débil de la persona.

1Pedro 5:8.  Sed templados, y velad; porque vuestro adversario el diablo, cual león rugiente, anda alrededor buscando a quien devore.

Devorar: tragar = matar. El adversario sigue los pasos, buscando  la última debilidad. Ej. Murmurar, discusión, pelear, ira, ser violento, chisme, mentira, pereza, criticar, fornicación, adulterio, sodomía, calumniar y otros. En cualquier sentido hace cometer errores, así mata a la persona y esto se llama carnalmente.

Art. 8.- Vestirse de la armadura de Dios, porque el adversario lucha con todo

Efesios 6:11,12.  Vestíos de toda la armadura de Dios, para que podáis estar firmes contra las asechanzas del diablo. 12  Porque no tenemos lucha contra sangre y carne; sino contra principados, contra potestades, contra señores del mundo, gobernadores de estas tinieblas, contra malicias espirituales en los aires.

Art. 9.- El adversario trabaja con las costumbres de la carne y hace la guerra

Santiago 4:1  ¿DE dónde vienen las guerras y los pleitos entre vosotros? ¿No son de vuestras concupiscencias, las cuales combaten en vuestros miembros?

Art. 10.- La intención viene conforme al peso de cada uno

1Corintios 10:13.  No os ha tomado tentación, sino humana: mas fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podéis llevar; antes dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis aguantar.

Art. 11.- Cuando son vencidos del adversario, vuelven atrás y hablan vanidades

1Pedro 2:20,21,22.  Porque ¿qué gloria es, si pecando vosotros sois abofeteados, y lo sufrís? mas si haciendo bien sois afligidos, y lo sufrís, esto ciertamente es agradable delante de Dios. 21  Porque para esto sois llamados; pues que también Cristo padeció por nosotros, dejándonos ejemplo, para que vosotros sigáis sus pisadas: 22  El cual no hizo pecado; ni fue hallado engaño en su boca.

Art. 12.- Habladores de vanidades

Tito 1:10  Porque hay aún muchos contumaces, habladores de vanidades, y engañadores de las almas, mayormente los que son de la circuncisión.

Art. 13.- Hablan ya cosas perversas

Hechos 20:30  Y de vosotros mismos se levantarán hombres que hablen cosas perversas, para llevar discípulos tras sí.
Autor: Ezequiel Ataucusi Gamonal

JEHOVÁ DIOS EN AMÉRICA DEL SUR
EZEQUIEL JONÁS SU TEMPLO

La Paz y la Gracia de nuestro Señor Ezequiel Jonás Ataucusi Molina, more en cada uno de vosotros hermanos y hermanas Israelitas.

0 comentarios :